27 abr. 2015

Concesión del bloque #28.- Afectación a los recursos naturales y resistencia de los pueblos.

Expansión de la frontera petrolera ecuatoriana.


La #CiudadCanela Puyo ubicada en la provincia de Pastaza (zona centro sur de la amazonia ecuatoriana) forma parte del bloque 28 en XI ronda de licitación petrolera. Al mismo tiempo, un grito de alerta y defensa se despierta desde el corazón de la selva. Las nacionalidades indígenas amazónicas a través de sus organizaciones políticas, expresan el rotundo rechazo ante políticas que violenten sus planes de vida, sus derechos y su dignidad. A este llamado se unen la sociedad civil de Pastaza y organizaciones sociales de todo el país.

El bloque 28 forma parte de los 16 bloques petroleros del Sur Oriente que fueron lanzados a licitación en noviembre del 2012, en la XI Ronda: 13 bloques para empresas privadas y los tres restantes para Petroamazonas en consorcio con otras empresas estatales.

El ministro de Recursos No Renovables, Pedro Merizalde, señaló que se adjudicará el bloque 28 al consorcio conformado por Petroamazonas (51% de participación) y las compañías públicas Belorusneft de Bieolurrusia (42% de participación) y Enap de Chile (42% de participación). (Edición impresa diario El Comercio)

Uno de los mayores problemas al momento de extraer el crudo de la tierra es que además del petroleo salen grandes cantidades de agua con hidrocarburo. Este hecho simplemente define a la actividad extractiva petrolera como una de las más, sino la más contaminante de los recursos naturales que posee nuestro planeta.

El tema de la contaminación ambiental en Ecuador ha sido marcada por desastres como los ocurridos en la zona norte de la amazonia en la provincia de Sucumbíos en territorio Cofán, comunidad Dureno donde operó la empresa transnacional de origen estadounidense Texaco, ahora Chevron.

El bloque 28 cubre las zonas de la ciudad de Puyo, Mera, Veracruz, San Jacinto, Tarqui, Santa Clara y otras poblaciones “consultadas previamente” para verificar si es de prioridad local y deseo de sus habitantes dar paso a la implementación de la explotación petrolera impulsada por el gobierno ecuatoriano.

Uno de los temas centrales es que en esta zona encontramos fuentes hídricas de gran valor y que podrían afectar las cabeceras de ríos y continuar por las cuencas donde se encuentran territorios Achuar, Shiwiar, Kichwa y Andoas; poniendo en riesgo la vida de los pueblos y afectando directamente a sus derechos a una vida plena y sus economías sostenibles. Entre los ríos que se podrían afectar tenemos:

  • En la parte norte del Bloque se encuentran la cuenca del río Anzu y sus afluentes que desembocan en el Río Napo.
  • Contiguamente al sur se encuentra la cuenca del río Arajuno, también afluente del Napo.
  • En la parte este, se encuentran  la cabecera del río Villano, afluente del Río Curaray
  • En el sureste del bloque se encuentra toda la cabecera del río Bobonaza, con sus ríos afluentes Cuanza, Cangua, Sucio, Naipi, Putzo, etc.
  • Al sur se encuentra el río Pindo Grande y toda su microcuenca, afluente del Río Pastaza.
  • Y en la parte sur el río Pastaza surca el mismo bloque.
Encontramos también en las poblaciones que fueron “consultadas previamente” que existe rechazo por el proceso mencionado. Se afirma esta postura ya que hace dos años pude presenciar una consulta previa realizada en la ciudad de Shell, donde lo que se realizo fue una “INconsulta previa”.

Las “consultas previas, libres e informadas” se convirtieron en “comunicaciones anticipadas, forzadas y desinformadas” ya que convocaban un día martes o miércoles entre semana a las 10am donde nadie puede asistir debido a las jornadas laborales y quehaceres domésticos. No creen que si fuese el deseo real de mantener una consulta se debiera convocar con anterioridad y en horarios donde puedan asistir la mayor cantidad de habitantes del pueblo?
En aquellas reuniones se indicaba simplemente que iba a concretarse la explotación petrolera con los siguientes argumentos:

·  Uso de tecnologías de punta – Estas tecnologías usadas por las transnacionales apuntan hacia extraer más crudo en menos tiempo y no a generar beneficio social o comunitario. 

·   Reducción de los impactos al ambiente – Indicaban que este tema está solucionado con técnicas y mecanismos como cubiertas sintéticas para evitar derramamiento de las piscinas con el agua de hidrocarburo extraída. Las mallas en las piscinas, helicopteros, etc, reducirán el impacto? El riesgo de derrames y desastres amientales es muy alto, vale la pena correrlo? Cuales son las medidas que utilizan ara reducir los impactos?

·   Somos pobres sentados en una mina de oro – Se afirmaba que todo está en las manos de los consultados. Sin embargo se expusieron los casos de la amazonia norte donde también estaban sentados en la misma mina y terminaron con uno de los mayores desastres ambientales y contaminación en la historia de la humanidad; recibiendo migajas de la explotación petrolera como ingresos. Además de generar una ruptura en el tejido social basado en los conocimientos y practicas ancestrales. Nuestra mina de oro es nuestra diversidad cultural, nuestra diversidad regional, flora, fauna, pisos climáticos, turismo responsable, energías alternativas, etc, no lo crees?

·   Es necesario explotar el petróleo para descontaminar – Sí, esto decía el técnico. Que era necesario obtener los recursos de la explotación para poder reparar los daños generados por la misma explotación. Parece un círculo vicioso verdad? 

·   Se deben parar actividades contaminantes – El técnico indicaba que las personas en las comunidades no deben oponerse, sino más bien “reducir actividades contaminantes” como lavar la ropa en el río ya que esto genera más contaminación que la misma explotación. Es decir el técnico responsabilizaba al pueblo de contaminar y se proclamaban como la solución para ayudar a descontaminar. Increíble verdad?

·   XI ronda garantiza la soberanía y dignidad de los pueblos – A través de más de 40 años de explotación petrolera nunca se ha podido garantizar el cumplimiento de exigencias de los pueblos y que aporten con ingresos e iniciativas sociales que respeten el entorno y las prácticas de vida de los pueblos. Muertes, contaminación, perdida de los espacios sagrados, impactos sociales brutales a través de la comunicación, el dinero y el confort. La XI ronda garantiza o representa el deseo de los pueblos del Ecuador?

Ahora la XI ronda de licitación petrolera vuelve a tomar protagonismo ya que el bloque 28 estuvo contemplado dentro de la VII ronda de licitación petrolera en el año de 1995. 

El hecho principal por el cual no se dio la adjudicación al contrato con la empresa Tripetrol en ese entonces (Alejandro Peñafiel, dueño de Banco de Préstamos, protagonista del feriado bancario 1999) fue el rotundo rechazo de la población de Pastaza que frenó los esfuerzos por realizar los trabajos de exploración. En 1998 Petroamazonas declaró la caducidad del contrato con Tripetrol. En el 2006 Repsol realiza una oferta que no tiene avance alguno. (Acción ecológica, explotación petrolera en el bloque 28 afectaría cuencas hídricas del centro sur de la amazonía)

Ahora después de 9 meses de haber presentado las diferentes ofertas para los bloques en la zona sur-oriente, el Ministerio de energías no renovables anuncia el jueves 16 de abril que ya se firmaron los contratos.

Los pueblos en resistencia, las organizaciones sociales y la sociedad civil de Pastaza estamos alertas con los procesos que se realizan en esta zona. La resistencia está en pie.

Referencias:
* Diario El tiempo Cuenca
* Acción Ecológica
*Ecuador Inmediato
* Mapa Catastral Petrolero de Ecuador



Colectivo La Resistencia Ecuador
Correo: info@laresistenciaecuador.org